22 de diciembre de 2011

Salir por la calle y pensar todo el rato que nos vamos a encontrar, sonriendo bajo las estrellas, entre el frío de la noche. No prestar atención a la gente que te acompaña porque sólo importas TÚ. Tú y tus ojos marrones, tu sonrisa torcida y esas arruguillas que te salen al sonreír; esa voz que hace que se me bloqueen todos los sentidos.

2 comentarios:

Andrea. dijo...

Aiiiiiish tía, es que los que tieenen sonrisa ppreciosa son tan jfknsfkjnafskjanfk
(los que llevan bufandas ya ni te cuento)
Atte. La gallega.

Iara. dijo...

Nada más lindo que sentir amor en el corazón